Unión venció a Granaderos y es finalista de la Copa Integración

El Tate le ganó al conjunto de Castelar y se metió en la definición del torneo. Calcaterra, Ramirez y Frattin Aiassa le dieron el triunfo a los de Conigliaro por 3 a 0. Mañana juegan la otra semi General y Susanense.

En la calurosa tarde del sábado el Tate dio un nuevo paso en la Copa Integración y se metió en la definición. Por las semifinales del torneo derrotó a Granaderos de Castelar 3 a 0 en el Bosque para avanzar al último partido de la competencia. Calcaterra y Ramirez, ambos de penal, y Frattin Aiassa le dieron la victoria al rojiblanco. Este domingo se define el segundo finalista, que saldrá del duelo entre General y Susanense.

En un juego parejo y sin demasiadas ocasiones de gol frente a los arcos, Unión se encargó de tomar el dominio del juego desde el comienzo. Con la posesión del balón pero sin generar acciones en ofensiva, los de Conigliaro se topaban con un mediocampo combativo que presentaba Granaderos al momento de atacar.

Los de Marchese daban lucha en la mitad de la cancha y buscaban salir rápido de contra con Perrone. Y la más peligrosa del partido llegó a los 21. Ignacio Córdoba, de media distancia, sacó un remate de larga distancia que puso en alerta a Turco luego de un avance comandado por Perrone.

El Tate no encontraba las formas de romper la defensa del conjunto de Castelar y el partido, por momentos, se hacía tedioso. Ninguno de los dos tenía el plan para generar juego y, con el correr del reloj, todo se fue al descanso en cero.

En el complemento, la visita comenzó mejor. De arranque, ya los 5, Turco le sacó sobre la línea un cabezazo a Cabrera cuando este  corría para festejar con su parcialidad. Los de Marchese dominaban el partido y asediaban al rojiblanco. Sin embargo, en el primer avance del local, Peralta cayó en el área y Quevedo, árbitro del encuentro, pitó penal. Calcaterra se hizo cargo de la pena máxima y cambió por gol para poner el 1 a 0 a los 14.

Granaderos se fue adelantando de a poco en busca del empate. Pero en un avance del Tate, Vizconti fue al piso contra Peralta y Quevedo observó infracción. Le mostró la segunda amarilla y, en la misma jugada, el árbitro del encuentro también le sacó la roja a Perrone por exceso verbal. En solo 30 segundos, la visita se quedó con 9.

Con el partido roto y los de Marchese yendo a buscar el empate, el rojiblanco tenía todos los espacios para sentenciar la historia. Y fue así como Peralta escapó por izquierda en 32, Herrador lo tumbó en el área y Quevedo volvió a pitar penal. Ramirez, con sutileza, puso el 2 a 0 y selló el boleto a la final.

Granaderos sintió el impacto y al minuto Calcaterra reventó el travesaño. Con dos goles a favor y dos hombres de más, los de Conigliaro tuvieron para estirar el marcador. Frattin aprovechó un descuido a los 40 y terminó estampando el 3 a 0 definitivo.

Unión se clasificó a la final de la Copa Integración y buscará el título ante General o Susanense, que mañana juegan la otra semifinal.