La millonaria suma que aporta Sastre a la caja de Nación por retenciones de soja

La millonaria suma que aporta Sastre a la caja de Nación por retenciones de soja

De acuerdo a las estimaciones, unos $700 millones producidos por los campos locales irán a parar a la Casa Rosada. A nivel departamental el número es más impactante y se calcula que $11.700 millones quedarán en manos del gobierno. El informe fue emitido por la Consultora que tiene al frente al ex ministro de Economía santafesino, Gonzalo Saglione. "Le estamos subsidiando el agua potable a Recoleta, el barrio más paquete de Buenos Aires, cuando acá ni siquiera hay acueducto", sentenció.

Un informe difundido por el ex ministro de Economía de la provincia y actual titular de la Consultora P & G, Gonzalo Saglione, desnudó con números certeros lo que aportan productores agropecuarios sastrenses y del departamento San Martín a la caja nacional en concepto de retenciones de soja. La millonaria cifra equivale a lo que recauda el gobierno santafesino por todos los tributos en el año. Según el cálculo, en 2021 desde la Casa Rosada retendrán unos u$s 8 millones o casi $ 700 millones, mientras que ese número se eleva a u$s 138 en todo el departamento San Martín. “Hay que entender que este problema no afecta solamente a la gente del campo, que es la más perjudicada, sino a toda la economía de la provincia. Porque no sólo que el dinero no queda en el lugar, sino vuelve muy poco. Con esos fondos le estamos subsidiando el agua potable a quienes viven en Recoleta, el barrio más paquete de la ciudad de Buenos Aires, cuando acá ni siquiera hay un acueducto”, sentenció el ex titular de la cartera de finanzas de la Casa Grsi en diálogo con Maldito Despertador – programa que se emite de lunes a viernes de 9 a 12 por Radio Cronos FM 107.1 -.

No es una situación de ahora. Son casi 20 años que el agro hace su aporte millonario a las arcas nacionales viendo como este devuelve poco a las economías regionales. Es que aquí, a pesar que el sector vinculado al campo es el más perjudicado, el impacto lo siente la sociedad en general. El retorno monetario es prácticamente insignificante comparado con el volumen aportado. “Esto es un problema que no afecta sólo al productor sojero, sino además de la economía santafesina en su totalidad. Cuando uno pone esos números en perspectiva observa el golpe que genera en Santa Fe. Si esos recursos quedaran en manos de los santafesinos, evidentemente el primer beneficiado es el productor sojero, pero luego viene un incremento en las ventas de productos y servicios en la localidad porque va a haber más dinero en la calle”, lanzó Saglione.

Dando números estimativos, pero basado en datos actualizados, el ex ministro de economía bajó las cifras a nivel local para comprender dónde se encuentra parada esta región. Sastre posee unas 16.000 hectáreas que se sembrarán con soja en la campaña actual. Y suponiendo un rendimiento de 3 toneladas por hectárea, el total producido será de 48.000 toneladas, de las cuales 16.000 se las quedará el estado nacional en concepto de retenciones. Con esas cifras, productores sastrenses aportarán unos u$s 8 millones en el año – unos $700 millones aproximadamente -. “¿Cuántas obras se podrían hacer en la ciudad si esos recursos quedaran aquí? ¿Cuánto más venderían los comercios de la localidad si esos fondos quedaran en manos de la gente local?”, se preguntó Saglione y agregó: “¿Qué obra nacional recuerdan que hizo un gobierno nacional en Sastre?. Lo que devuelve es prácticamente nulo. Esto no es una cuestión de grieta, de peronismo si o no, o macrismo si o no. Es un problema de Santa Fe frente a la extracción de recursos y cómo nos paramos frente a eso. Si nosotros consideramos esto como parte de la famosa grieta, vamos a seguir perdiendo”.

Asimismo, el ex funcionario volvió a ejemplificar el contexto con lo que sucede a nivel regional. El departamento San Martín tiene, aproximadamente, 470.000 hectáreas para ser cultivadas. Y de acuerdo a las estimaciones, se espera que unas 280.000 sean sembradas con soja. De acuerdo a los cálculos, los rinde promedios serán de 3 toneladas por hectárea. Así, en esta campaña se producirían unas 840.000 toneladas de oleaginosa. Y de ese número, el 33% queda retenido por el gobierno nacional – unos u$s 138 millones o bien, a cambio oficial, $11.700 millones -. “Con las retenciones de un año que aportan nuestro productores, se puede hacer el acueducto que tanto bregan los habitantes de este lugar”.

Para dar mayor transparencia al impacto real, Saglione dio a conocer algunos número que impactan. A valores actuales, y con un precio de u$s 500 la tonelada de soja y a $85 por dólar como tipo de cambio oficial, los productores sojeros de la provincia aportarán únicamente por retenciones $140.000 millones a Nación. “Son recursos que no vuelven en obras. Porque cuando uno observa el Presupuesto ve que la inversión proyectada para nuestro territorio para este 2021 está muy lejos de ese número. Está en el orden de los $18.000 millones”.

El ex funcionario de la gestión del Frente Progresista ejemplificó los datos para comprender la magnitud de monetaria que se lleva el tesoro nacional. “A veces la gente no asimila estos números. Para que tengan una idea, la Autovía 19 tuvo un valor de u$s170 millones cuando se hizo. Por año, el gobierno nacional se lleva 10 obras similares. Otra referencia es lo que Provincia prevé recaudar en impuestos – Inmobiliario Rural y Urbano, Patente, Ingresos Brutos, Impuesto al Sello -. Estiman $142.000 millones en todos los tributos, en todo el territorio, y en todos los sectores de la economía. Cuando lo analizamos, es lo mismo que aportarán sólo los productores de soja a Nación en un único concepto”.

A su vez, Saglione fue crítico, también, del modo en que Nación distribuye los recursos de dicho concepto. Explicó que el 100% de las retenciones queda en manos de la Casa Rosada quien, luego, elige a quien girarle los fondos. “El productor agropecuario santafesino de una localidad provincial que no tiene agua potable está pagando impuestos para que se subsidie el agua potable a Recoleta, el barrio más paquete de la ciudad de Buenos Aires. Entonces nosotros le estamos subsidiando el agua a quienes viven en los lugares más adinerados de Capital Federal cuando acá ni siquiera hay un acueducto”.

Sobre el cierre, el titular de la Consultora P & G pidió “encontrar un equilibrio” en el reparto de recursos a nivel federal, y puntualizó: “Suele cometerse cometerse el error de que cuando uno pone en debate este tema se lo tilda como defensor de un sector, en este caso los productores o exportadores de soja. Y si bien es real que ese sector es perjudicado, la economía santafesina es perjudicada en su conjunto”.

Más noticias