El Museo dio a conocer los ganadores de la segunda edición de “La Figurita Difícil”

Este domingo por la tarde, desde el Museo Municipal Dr. Rodolfo Doval Fermi dieron a conocer los resultados finales del certamen. Lucía Brunazzo, Roberto Oitana y Adriana Trossero presentaron las imágenes de mayor valor. Hubo menciones espaciales para Marta Riboira, Roberto Oitana y María Angélica Forzani.

En el aniversario 134 de la aprobación formal de la “Colonia Sastre”, el Museo Doctor Rodolfo Doval Fermi dio a conocer los ganadores de la segunda edición del certamen denominado “La Figurita Difícil”. Lucía Brunazzo se quedó con el primer puesto con una imagen de la Llegada de la Cruz Misionera por el camino central de 1956. Roberto Oitana se llevó la segunda ubicación con una foto de data de la década del 40´ y refleja un acto protocolar en la Jefatura de Policía. En tanto, Adriana Trossero logró la tercera colocación con un registro de los Almacenes de Ramos Generales Bernardino Andrés que data de 1929. Hubo menciones especiales para Marta Riboira, Roberto Oitana y María Angélica Forzani

LEER.- La Figurita Difícil tiene su segunda parte

La fecha llegó y se develó el misterio. El jurado del certamen de fotos de antaño eligió las mejores imágenes tras una minuciosa evaluación y el Museo dio a conocer los mejores retratos. “Solo luego de la elección de los tres ganadores y de las menciones, pudieron conocer a qué ciudadano sastrenses pertenecían. Se presentaron 17 participantes, sumando más de 70 fotos”, explicaron desde el Museo en redes sociales.

A su vez, adelantaron que “durante el transcurso de la semana, iremos subiendo cada fotografía ganadora por separado, junto a su descripción histórica, y a los motivos de su elección”. Para hacer la respectiva evaluación de las imágenes, el jurado tuvo en cuenta el valor testimonial, estado de conservación, composición y encuadre de cada fotografía.

Los Ganadores

El primer premio fue para Lucía Brunazzo. Bajo el seudónimo “Misionera”, la ganadora presentó una fotografía que remite a la Llegada de la Cruz Misionera por el camino central (año 1956). En tanto, la segunda ubicación fue para Roberto Oitana. Con el nombre de fantasía “Pedrito”, la imagen data de la década del 40´ y retrata un acto protocolar en la Jefatura de Policía.

A su vez, el tercer puesto fue para Adriana Trossero, con el alias “Ananá 28”. El retrato elegido remonta a 1929 y plasma los Almacenes de Ramos Generales Bernardino Andrés.

En el mismo sentido, también hubo menciones especiales. Una de ellas se destacó como la mejor composición fotográfica. Y fue Roberto Oitana, con el apodo “Pedrito”, quien hizo la presentación. La fotografía está fechada en la década del 20´ y se puede apreciar la vieja Carpintería Molineris.

Asimismo, por mejor encuadre, la foto destacada fue sobre los Almacenes de Ramos Generales de Antonio Asín (década del 30´). Fue Angela Asín quien acercó el retrato al Museo bajo el pseudónimo “Tita”.

Por último, la otra imagen de mayor valor testimonial fue de Marta Riboira con su sobrenombre “Margarita”. La fotografía fue tomada en 1949 y retrata a dueños y personal de la extinta fábrica Sasort. La misma participante también se destacó por el mejor estado de conservación. Brilló con una imagen de alumnas y docentes de la Escuela San Francisco de Asís del año 1938.

Por último, María Angélica Forzani fue otra de las distinguidas al valor emotivo. La presentación refleja al maestro Monti dando un discurso en la Escuela del Kilómetro 465 (década del 50´). Utilizó el pseudónimo “Adelina”.

El concurso

El concurso denominado “La Figurita Difícil” se trataba de un certamen mediante el cual se solicitaban imágenes de eventos y lugares precisos que actualmente el Museo local no posee. De acuerdo a las bases y condiciones del mismo, se pedían retratos del antiguo Molino Harinero, del frente de Fábrica Sasort con su antigua y extinta chimenea, de la Biblioteca Popular anteriores a 1950, de los Carnavales previas a 1960, del Club Almafuerte antes a 1970, de las Fiestas Patronales previas a 1980, y de la Estación Belgrano anteriores a 1990.

La repercusión fue tal que desde la organización decidieron lanzar la segunda edición de la competencia. A diferencia de la primera, en esta última ocasión no había limite de fotos por participantes para presentar ni diferenciación por categorías. Se solicitaban para este caso imágenes de eventos sociales de Sastre como historias institucionales, la vida cotidiana que refleje algún lugar como un parque, club, plaza, o eventos empresariales de antaño y retratos sobre la historia de los carnavales.

Más noticias