El bloque del PJ abandonó la Cámara de Diputados y denunció que no se respeta lo acordado en la transición

El bloque del PJ abandonó la Cámara de Diputados y denunció que no se respeta lo acordado en la transición

Este jueves en la sesión de la Cámara de Diputados el bloque justicialista encabezado por Leandro Busatto se retiró del resinto en disconformidad con las leyes que se abordaban y que para el PJ desfinanciarán la gestión del gobernador entrante.Por su parte, el legislador del FPCyS. Joaquín Blanco calificó la actitud como un espectáculo y aseguró que los temas tratados estaban consensuados.

Este jueves la Cámara de Diputados se convirtió en el escenario de una historia de desencuentros. A pesar de que los temas a tratar se habían consensuado en la jornada del miércoles. En esta oportunidad se aprobaron en primera instancia el Plan Integral de Intervención en Barrios (plan Abre);una nueva ley de turismo en tanto que el proyecto de reforma del Código Procesal y comercial obtuvo media sanción.

La aprobación de las nuevas leyes se dio en medio de la ausencia del bloque de los diputados del PJ del recinto, en donde el FPCyS cuenta con la mayoría necesaria para lograr el quorum. Desde el justicialismo aseguraron que estas nuevas leyes afectarán económicamente la gestión del gobernador entrante, Omar Peroti.

“No quisimos convalidar con nuestra presencia una actitud que vulnera todo tipo de relación política, porque para entender se están votando leyes ahora que tienen una afectación de recursos y dinero, que no lo hicieron en el propio y consideramos que es una deslealtad política”, explicó el legislador justicialista, Luis Rubeo.

“Nos levantamos porque entendemos que quedarnos a discutir y votar un paquete de leyes que se han trabajado violentando los códigos y usos parlamentarios es convalidar un mecanismo con el que no estamos de acuerdo. Esta clara que la re configuración política de la Cámara de Diputados de oficialismo- oposición de parte del socialismo está provocando que un montón de leyes se traten de apurar para condicionar al gobierno que viene”,manifestó por su parte Busatto.

Tanto la aprobación de la ley de turismo como la del Plan Integral de Intervención en los barrios implicarán una partida presupuestaria y la creación de estamentos que el Estado está obligado a implementar. “Ahora se busca extenderlo a todas los municipios de la provincia dejando fuera las comunas. Esto se traduce en una cifra de $3400 millones de pesos—explicó Rubeo— Con un gobierno que se va y deja un déficit que suponemos rondará en los 30 mil millones. Nos parece una falta de respeto”.

“No cuenten con nosotros si el ánimo es condicionar el próximo gobierno, la transición tenia carácter institucional para nosotros no un chiquero político para ver como condicionar o dejo peor la provincia para el otro gobernador”, aseguró Busatto.

El diputado justicialista relató que si bien se había convocado en sesión conjunto a las comisiones de Presupuesto y de Asuntos Constitucionales para trabajar sobre la ampliación de fondos para municipios de segunda categoría, no se habría alcanzado el quórum en la reunión.”Como no lograron esto, decidieron violentar la práctica parlamentaria e insistir en otras comisiones hasta que lograron ingresarlo al recinto”, agregó.

La aprobación de la ley que creó el programa para barrios en municipios de segunda categoría demandará una inversión que rondará entre los $3000 a $4000 millones de pesos que la gestión entrante deberá aplicar sin posibilidad de vetarlo. “Claramente el oficiliasmo está haciendo todo lo posible para que nuestro gobierno reciba una provincia mucho peor que la que ellos recibieron”, se quejó el legislador.

“Hace tres años y medio que están estas leyes y no avanzaron nunca.De repente mágicamente avanzan en menos de dos semanas.— manifestó Busatto— Cuando nos sentamos con los miembros del FPCyS en la Cámara de Diputados acordamos hacer una transición parlamentaria sobre algunos temas, ninguno de los temas que se esta trabajando son los de que acordamos”.

Espectáculo político

Por su parte el diputado del FPCyS, Joaquín Blanco, valoró como positivo la aprobación de las nuevas normas.

“El Código Procesal y Comercial es una ley marco que regula la vida cotidiana de los ciudadanos y las empresas y se aprobó después de muchos años.— explicó el legislador— Por otro lado el Plan Integral de Intervención en barrios, que venia con media sanción del Senado y era votado por todos los bloque incluido el justicialista y es una iniciativa del PJ en la Cámara de Senadores, se convirtió en ley a través de la intervención del FPCyS en diputados”.

Blanco calificó como “espectáculo político” el accionar de los diputados justicialistas y aseguró que el tratamiento de las normas se había consensuado con anterioridad entre todos los bloques.

“Las actitudes que tuvieron los diputados del PJ no la compartimos, forman parte de las reglas del juego de la democracia, pueden o no participar del recinto, de las sesiones, creemos que los debates hay que darlos en el lugar y momento correspondiente, y hoy no participaron de los trabajos en comisiones y se retiraon del recinto, eran temas que tenían preferencias o sea que todo el mundo sabía que podían ser tratados hoy”.

Presupuesto

Convencido de que el bloque integrado por los diputados del FPCyS actúa como oposición, Rubeo puso como ejemplo el pedido que esta bancada elevó la semana pasada, cuando votó una resolución para que el presupuesto sea enviado al recinto antes del 30 de octubre. “El gobernador Lifschitz y el electo Peroti se habían puesto de acuerdo en que iban a remitir a la Cámara el presupuesto después del 10 de diciembre”, recordó el diputado.

Sin mencionarlo, Busatto hizo referencia a la actitud del gobernador Miguel Lifschitz, que se había comprometido a respetar el acuerdo que cerró con Peroti. “Se dice una cosa y a tres cuadras se borra con el codo lo que se escribe con la mano. Evidentemente el acuerdo político expresado no es respetado por los legisladores ni por los bloques del gobierno”, se quejó el diputado quien se mostró sorprendido por la actitud al asegurar que esperaba “una actitud mas noble, madura y responsable”. “El gobierno actual esta empeñado en hacerle creer a los santafesinos que el problema es del 11 de diciembre en adelante. La única estrategia que tiene es tratar de no hablar de los problemas actuales y tratar de hacer responsable a la próxima gestión, es una situación que no esperábamos para nada”.

Desde el bloque del PJ emitió un comunicado en el que manifestó su disconformidad tras lo sucedido esta jornada en el recinto. El comunicado:

“En la sesión de este jueves en la Cámara de Diputados de Santa Fe, desde el interbloque del PJ nos manifestamos en contra del accionar de los diputados del oficialismo y nos retiramos para no convalidar, ni con la presencia ni con el voto, cualquier maniobra que persiga romper las prácticas, los usos y las buenas costumbres parlamentarias.

Consideramos que el oficialismo está incurriendo en este tipo de prácticas políticas buscando condicionar al futuro Gobierno. Hace un tiempo que se aceleró el proceso de sancionar leyes que hace años descansan en las comisiones de la Cámara de Diputados, buscando condicionar el funcionamiento y la toma de decisiones del Gobernador electo Omar Perotti.

Esta mañana nos convocaron, de acuerdo a lo acordado en la sesión pasada, a una reunión conjunta de las Comisiones de Presupuesto y de Asuntos Constitucionales. Íbamos a trabajar sobre una preferencia acordada que venía con media sanción del Senado (el proyecto para convertir en ley el Plan Abre), el oficialismo no obtuvo quórum suficiente para tratarla en sesión conjunta y avanzó de todas formas, violentando todas las prácticas parlamentarias.
Algo similar ocurrió en la sesión de la semana pasada, en la que se desconoció el acuerdo entre Perotti y Lifschitz para enviar el proyector de ley de presupuesto para ser tratado por la futura composición parlamentaria.

Desde el justicialismo no vamos a convalidar este método de funcionamiento de la Cámara de Diputados, en la que se convoca a discutir de manera conjunta expedientes y como no funciona eso, atropellan los consensos y acuerdos políticos, para demostrar la fortaleza del oficialismo, ya devenido casi en oposición, y que busca condicionar política, institucional y financieramente al próximo Gobierno”.

Fuente: Aires de Santa Fe

Más noticias