Gobierno: por Sancor no hay interesados

Gobierno: por Sancor no hay interesados

El gobierno y la empresa cooperativa Sancor siguen buscando una salida a la crisis financiera en la que cayó la firma, pero aún no hay grupos empresariales que hayan realizado propuestas concretas.

Así lo aclaró este lunes el ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, al expresar que no hay ofertas “por ahora” de grupos privados para adquirir acciones de Sancor.

El funcionario indicó que el gobierno pretende un plan de estructuración para la cooperativa que sea “creíble”, con la idea de que la firma siga operando y pueda recuperarse en el mediano plazo para que las fuentes de empleos continúen.

“Sancor no tiene que despedir gente sino que debe incrementar el volumen de leche que procesa, pero para hacer eso tiene que tener más recursos financieros para comprar materia prima, y este es el problema que tiene hoy”, explicó Buryaile.

En diálogo con radio Rivadavia, el jefe de la cartera agraria sostuvo que “lamentablemente el pasivo que tiene Sancor es exorbitante”, y a la vez reconoció que “las autoridades actuales de la empresa le ponen el mayor empeño posible”.

“Tenemos que ver un plan de reestructuración, que han presentado y estamos analizando”, dijo Buryaile, al sostener que el gobierno está colaborando con la firma en la evaluación de medidas posibles.

Consultado sobre si existen ofertas de empresas privadas para adquirir activos de la compañía láctea, Buryaile dijo que “por ahora no, y sostuvo que “el costo operativo mes a mes arroja un promedio de 150 millones de pesos, y esto se va agravando mes a mes”.

“Como gobierno no vamos a interceder para facilitar nada a ningún grupo” empresarial con el objetivo de posibilitar su ingreso en la cooperativa, a cambio de realizar un aporte económico para equilibrar la empresa, dijo Buryaile.

Frente a la crisis, el funcionario explicó que “la firma tiene capacidad instalada para procesar hasta seis millones de litros de leche diarios, y hasta la última semana procesaba 1,5 millón, lo que con una dotación de personal de 4.000 personas, es una relación muy mala”.

También aseguró que Sancor mantiene una “deuda enorme” con Venezuela, que rondaría los 1.000 millones de dólares, y que el país caribeño “no pareciera hoy que le vaya a pagar”.

Por ello, el ministro afirmó que “la firma cooperativa tiene un pasivo muy importante que tiene que resolverlo”.

“Queremos de Sancor que presente un plan de reestructuración que sea creíble para tratar de poner entre todos, la empresa, el gremio y el Estado, para ver si se puede sortear este difícil momento: no va a ser fácil”, dijo.

Fuente: El Ciudadano

Más noticias